lunes, 31 de agosto de 2009

mis manus

¿Me estaré contagiando de Marisa, que colecciona Topitos, y ya casi llega al número 100? Pero en lugar de topos... ¡¡Manuchos Mujicas!!

Manu derechito (real):



...de tela, hecho por mí:



...en origami, hecho por mí (no se ve bien por el flash):



... el último que llegó a casa, ayer, regalo de mi mamá:



Manu sentado (real):



... de yeso, regalo de Mariano y Daiana:



Sentado sobre las patas traseras:



... tejido...



Su actividad predilecta: dormir...



... manu de cerámica, obra de Luci, durmiendo sobre el pedal de la máquina...



... grabado también creado por Lucía (¡obra ganadora de una mención en Arte Joven 2007!):



¡¡Manucho Mujica, sos famosoooo !!


domingo, 30 de agosto de 2009

¡a volar!

Como ya está un poquito más grande, las últimas veces que Joaquín vino a visitarme se quedó embobado mirando el móvil de grullas del comedor, ¿lo recuerdan?


Así que ayer, después de meses de inactividad origamística, plegué papeles, pegué lentejuelas, enhebré cuentas, y he aquí el resultado... ¡para Joaquín!


En esa foto, las grullas aún no deplegaron sus alas y además están contra una pared, pero volando... ¡¡son hermosas!!



El aro tiene una reminiscencia navideña, porque lo único que tenía que hiciera ruido eran unas campanitas, pero bueno, no importa (¡éramos tan pobres, y agosto tan largo, ja ja ja...!) Para disimular, le pegué unos pompones artesanales que compré en Purmamarca:



En Humahuaca compré botones de cerámica (¡¡amo los botones!!) y los negros, ¿dónde fueron a parar?

¡Al chalequito de Lucía!

La modelo estaba por salir y obviamente el vestido no combina con el chaleco, pero ante mi insistencia no tuvo más remedio que posar para las fotos. Se supone que con ropa lisa debajo, debe apreciarse un poco mejor el punto:

¡Hasta prontito!

viernes, 21 de agosto de 2009

Aquí... ¡¡Joaquín!!

Joaquín con los "tíos abuelos" (¡qué feíto suena, ja ja ja...)


¿No está enorme, sin haber cumplido aún dos meses?






¿De tal palo, tal astilla?



"Mmmmmm... este se parece demasiado a mi papá..."
¡Hermosos! Después de la teta... la satisfacción...



¿El sargento garcía? ¡Le falta el bigotito, pero barriga le sobra, ja ja ja...!


"¿Qué me critican? ¡Envidiosos!"



sábado, 15 de agosto de 2009

los redonditos de lanús

Luego del chal de piñas rosado (ya lo estrené y me gustó, es de los míos...) pensé en tejer a Lucía un chalequito de una revista japonesa, con la lana que me quedó de la bufanda rara que tejí para su amiga hace un tiempo. Era fácil: una vuelta de punto alto alternando con otra de medio punto:


Se ve bastante bien, ¿no? ¡¡Pues ya no existe, ja ja ja!! No calculé bien la cantidad de cadenas de inicio... ¡y era enorme! Digamos que era como para mí, y eso ya es decir mucho... Así que lo destejí y empecé algo diferente, sin patrón (nada complicado, ya lo mostraré cuando avance un poco)

Y para divertirnos un rato... ¡¡Manucho Mujica cantando con Gustavet!!

miércoles, 12 de agosto de 2009

secuencia

¡Ay, Manucho Mujica! ¿Será posible que ni siquiera pueda comer una manzana en paz?












¡Quiero estar con mi mamá!

martes, 11 de agosto de 2009

chal terminado

Chal bloqueándose. Lo tejí con lana artesanal teñida que compré en Purmamarca; me fascinó por la suavidad y el color:



¿Y ahora...

qué?

domingo, 9 de agosto de 2009

tejidos nuevos y viejos...

Hace unos años tejí unas cortinas en macramé para la ventana de la sala. He aquí el resultado:


Pero...¡oh, rayos y centellas! un mal movimiento, un cerrar de cortinas que en invierno siempre deben estar abiertas por la cercanía de la salamandra y... ¡voila!



Me pregunto y les pregunto: si yo corto ese sector (que es el comienzo del tejido)... ¿puedo tejer a partir de allí sin que se desteja? ¡Porque no voy a tejerla tooooda nuevamente!

Entre las tareas a punto de terminar, dos:

Una: el monederito que tenía pretenciones de cartera, ja ja ja... Sólo me resta coserle un cierre:

Dos: un poncho para Antonellita, que pienso terminar hoy mismo en casa de mi papá, delante de ella (sólo me falta la mitad de los flecos y prolijar el cuello:

Y ahora: ¡una prenda terminada! ¡¡Bien, Marisín, poquito a poco!!

Es el chal que posteó alguna vez Delfina, con un borde distinto de aquel. Queda muy delicado, y es lógico que haya tardado, porque lo tejí con lana muy finita... (Sí, ya sé que muchas lo habrían terminado antes pero bueno, en mí es lógico, ja ja ja ..):

¡Arriba mi autoestima! ¡¡Me felicito, ja ja ja!!

momento de teta...


viernes, 7 de agosto de 2009

sábado, 1 de agosto de 2009

vacaciones 2

¿Qué hacer con Manucho Mujica durante nuestras vacaciones?
¡Qué problema...!
Ya todos sabemos que adoramos a este perrito, que deja que le hagamos cualquier cosa...




...y que es como el niño de la casa...


Por decisión unánime, nos pareció que lo mejor sería que quedase en casa de mi mamá.
Hace tiempo solíamos llevarlo algunos domingos y a él le encantaba porque mi papá, aunque yo lo retara y le pidiera que no lo hiciera, le regalaba huesos a escondidas... Pero después mis padres se hicieron cargo de Felipe, el labrador de mi hermano, y la única vez que Manucho Mujica lo vio... ¡¡se lo quería comer crudo!! ¡Qué revuelo se armó! Tuvimos que mandarlo nuevamente a casa, llevado por Javier en la bici...
Desde entonces (diciembre pasado), Manucho no había regresado a esa casa.
Hasta ahora.
Conversación telefónica con mi mamá, desde Jujuy:
-¿Y Manucho, qué hace?
-Manu no quiere comer esa comida que vos le trajiste (el alimento balanceado), sólo come si se lo mezclo con pollo...así que le corto pollito y así lo engaño... (!!!)
-¡Qué desgraciado!
-¡Ah, y agua tampoco quiere...! Lo único que quiere tomar es leche, yo la entibio porque hace mucho frío, y así sí, la toma...
-¡Ay mamá, te dejé un perro y me vas a devolver un chancho! ¿No le hará mal? ¡Mirá que Manucho no es de mucho comer...!
-¡Pero no, qué le va a hacer! Y el almohadón ese que le dejaste... ¡tampoco lo quiere!
(aclaración: Manucho Mujica desde siempre acostumbra succionar la punta de algún almohadón cuando tiene sueño o está nervioso; nosotros decimos que "toma la teta")

-...¡No lo quiere a ese, y chupó todos los almohadones del sillón, los dejó hechos un asco, pero lo dejo porque me da lástima...

-¿Y con Felipe?

-Se hicieron amigos, se corren como locos, pero Manu sólo juega si yo voy al fondo... Si no, se queda adentro. ¡Y otra cosa! Siempre tiene que haber alguien en la casa, porque si se queda solo llora, se lo escucha desde la calle...

¡Madre santa! Ya me imaginaba el panorama... Manucho Mujica, rey de la casa: pollito, leche tibia, todos los almohadones a su disposición, seguramente huesos y otros alimentos (mi mamá no me lo confesaría nunca pero yo lo sabía)... ¡al diablo con su educación!

Pero lo importante era que lo cuidaban mucho.

Con Lucía fuimos a recuperarlo. Nos imaginábamos que Manucho saltaría de alegría, que nos lamería las caras, que lloraría de emoción...

¡Cuando nos vio! Se subió a su sillón (es decir el de mi mamá, que ahora era suyo), y desde allí... ¡¡nos gruñíaaa...!! ¡No quería que lo tocáramos; sólo se dejaba acariciar por mi mamá! En cuanto estirábamos el brazo, gggrrrr... gggrrrr... Mi mamá quería quedárselo "un día más, para que se tranquilice", así que en cuanto él se distrajo un poco, lo agarré de prepo, lo envolví en el poncho... ¡¡y salí volando de esa casa!!

Ahora está de nuevo con nosotros, aunque no está igual... Siempre fue pegote, pero ahora sí que no se me separa ni a sol ni a sombra.

Y ya no se deja hacer "cualquier cosa"... Si lo queremos levantar mientras duerme: gggrrrr... Si le movemos el plato mientras come: gggrrrr...

¡Y claro, antes les dejaba hacer todo lo que querían y me abandonaron! ¡Descubrí el paraíso y me arrancaron de allí! ¡¡Ahora me voy a hacer respetar!! ¡Yo les voy a enseñar a tratar a un perro...!¡¡Guau, he dicho!!